MAMÁ

ERES LA MANO

QUE ENCIENDE EL PASTEL

DE MI CUMPLEAÑOS.

LA LLAVE DEL CUENTO

QUE ABRE MIS VENTANAS

AL PAÍS DE LOS SUEÑOS.

LA SEÑAL DE ALERTA

CUANDO MIS CARRILES

DE PRONTO SE ALTERAN.

EL AUXILIO RÁPIDO

PARA MIS CAÍDAS

Y MIS DESENCANTOS.

LOS OJOS MÁS BUENOS

QUE VEO AL DORMIRME

Y CUANDO DESPIERTO.